Mantenimiento semanal

Mantenimiento semanal de piscinas

Un cuidado minucioso de la piscina garantizará agua limpia y segura durante toda la temporada de uso. A continuación, encontrarás algunos pasos importantes para incluir en la rutina de mantenimiento semanal de tu piscina.

Limpieza de hojas y partículas

El desnatado, una tarea que debe hacerse a diario, es el primer paso de tu mantenimiento de rutina semanal.

Usa un desnatador de hojas de mango largo, y junta las hojas, los insectos y cualquier otra partícula que esté flotando en la superficie de la piscina.

Intenta quitar las partículas antes de que se precipiten al fondo de la piscina, donde se hace más difícil quitarlas, y pueden producir manchas.

¿Tienes árboles alrededor de la piscina? Considera la posibilidad de podarlos para reducir la cantidad de suciedad que cae al agua.

El desnatado de la superficie de tu piscina es un procedimiento que tarda solo algunos minutos y mantiene el agua cristalina. Lo que es más importante, la suciedad que quitas de la superficie del agua no tiene la posibilidad de ir a parar al fondo de la piscina ni de obstruir tu sistema de filtrado.

Retira el sedimento de las paredes de la piscina con un cepillo

En las paredes de la piscina, pueden acumularse algas y pequeños residuos, y también en los accesorios de la piscina, como escaleras y toboganes.Cepilla las paredes y los accesorios de la piscina todas las semanas para quitar la suciedad y evitar que se extiendan las algas.

Usa un cepillo para quitar la suciedad que se ha acumulado en los laterales y en el fondo de la piscina, así como en escaleras, toboganes y otros accesorios.

Cepilla el sedimento en dirección al drenaje principal, de manera que puedas aspirarlo mejor.

Aspira la piscina

Una vez que las algas y el sedimento se retiraron de las paredes con un cepillo, pueden aspirarse, junto con otra suciedad que se haya acumulado en el fondo de la piscina.

Aspiradora automática

Si usas una aspiradora automática, simplemente debes enchufar el limpiafondo, introducirlo en el agua y dejar que funcione. Hay tres tipos de aspiradoras de piscina automáticas: robóticas, de presión y de succión.

  • Las aspiradoras robóticas ahorran energía y actúan de forma independiente respecto del sistema de filtrado de tu piscina.

  • Las aspiradoras de presión usan una línea de presión del sistema de filtrado para mover el limpiafondo por la piscina. Requieren una bomba para piscina y generalmente una bomba elevadora de presión para su funcionamiento.

  • Las aspiradoras de succión usan el flujo de agua de tu sistema de filtrado y se conectan a un puerto de succión exclusivo o al desnatador. Son la opción más asequible.
Aspiradora automática

Aspiradora manual

Si estás usando una aspiradora manual, sigue estos pasos:

  • Sumerge el cabezal y la manguera de la aspiradora antes de conectar la aspiradora al filtro.

  • Conecta la aspiradora al filtro y verifica para asegurarte de que la manguera no flote.

  • Aspira el fondo de la piscina, y mueve la aspiradora como si estuvieses cortando el césped.

  • Debes moverla lentamente y superponer tus líneas para asegurarte de atrapar toda la suciedad posible.
Aspiradora manual
  • Aspiradora automática
  • Aspiradora manual

Limpia los desnatadores

También debes limpiar los desnatadores semanalmente o con mayor frecuencia, según sea necesario. Al quitar las partículas, el desnatador funcionará con la máxima eficiencia, y atrapará la mayor parte de la suciedad que termina en tu piscina.

Controla el nivel de agua de tu piscina. Si el nivel del agua supera la mitad del desnatador, la suciedad no se eliminará de manera eficaz.

Controla el desnatador cada vez que limpies la parte superior de la piscina, y asegúrate de que la superficie quede limpia.

Mantén la bomba en funcionamiento

El sistema de circulación de tu piscina incluye el desnatador, la bomba, el filtro de la bomba, los drenajes y el filtro. El sistema ayuda a que las sustancias químicas funcionen de manera efectiva y garantiza que el agua se filtre adecuadamente.

Enciende la bomba todos los días durante un período prolongado para asegurarte de que el agua se filtre adecuadamente, y que cada uno de los artículos en el sistema de circulación esté limpio y en buenas condiciones.

Verifica el filtro y realiza el retrolavado según sea necesario

Los tres tipos de filtros más conocidos (el filtro de sílex, de cartucho y de rejilla vertical de tierra de diatomeas [DE]) quitan los residuos y las partículas de tu piscina. Debes limpiar y mantener tu filtro según las indicaciones del fabricante.

Controla el filtro de tu piscina semanalmente y elimina toda la suciedad que se acumule en el interior.

Realiza el retrolavado del filtro de la piscina según sea necesario (semanalmente para las piscinas que se usan mucho o cuando la lectura del indicador del filtro sea de 8 a 10 psi más que lo normal).

Analiza el agua de la piscina y agrega sustancias químicas

Analiza el agua de tu piscina con frecuencia (diaria o semanalmente, según el uso) y añade sustancias químicas si fuese necesario. Recuerda seguir las indicaciones del fabricante.

Generalmente, se agregan sustancias químicas a la piscina a diario. Estas sustancias químicas para piscina incluyen varios tipos de desinfectantes que actúan para controlar el crecimiento de ciertos tipos de algas y bacterias del agua de la piscina.

Los tratamientos de choque regulares en tu piscina mantendrán el agua libre de algas, bacterias, suciedad y cualquier otro tipo de materia orgánica que pueda haber ingresado. Para llevar a cabo el tratamiento de choque, sigue las indicaciones del fabricante.

¿NECESITAS MÁS ASESORAMIENTO?

¿Necesitas ayuda?

Find manuals, guides and
more in our support center.


Centro de asistencia

Localizador de proveedores

Find a Hayward product
dealer near you.


Buscar un distribuidor